Advertisements

¿El azúcar provoca cáncer? | Cancer.Net

Advertisements

Nuestra dieta tiene un papel importante en nuestra salud general. Sabemos que comer muchas frutas, verduras y cereales integrales es bueno para nosotros, mientras que comer demasiados alimentos azucarados no lo es. Pero, ¿el azúcar tiene la capacidad de causar cáncer?

La conclusión es que comer azúcar con moderación como parte de una dieta saludable no provoca cáncer. Sin embargo, comer azúcar en exceso puede contribuir a un patrón alimentario no saludable u obesidad, que es un factor de riesgo para el cáncer. Aprenda de dónde proviene la idea de que el azúcar puede provocar cáncer, qué dice actualmente la ciencia sobre el azúcar y el riesgo de desarrollar cáncer y qué saber sobre comer azúcar con moderación.

¿De dónde provino la idea de que el azúcar causa cáncer?

Cuando comemos alimentos que contienen carbohidratos, incluidos los alimentos que contienen azúcar, nuestro cuerpo los descompone en glucosa. Esa glucosa luego alimenta nuestras células para producir la energía que necesitamos para sobrevivir. Este proceso se denomina metabolismo.

Tanto las células normales como las cancerosas utilizan glucosa como energía. Los científicos saben que las células cancerosas metabolizan la glucosa más rápido que las normales. Es parte de lo que se llama efecto de Warburg, llamado así por el científico alemán Otto Warburg, que estudió el cáncer a principios del siglo XX. 

El efecto Warburg incluso tiene una aplicación práctica en el diagnóstico del cáncer. En una prueba de diagnóstico por imágenes llamada tomografía por emisión de positrones (TEP), los médicos inyectan glucosa radiactiva en el torrente sanguíneo. Dado que las células cancerosas metabolizan la glucosa a una velocidad más rápida, la TEP ilumina la ubicación de las células cancerosas y los tumores en su cuerpo. Los médicos pueden usar la imagen para detectar el cáncer o evaluar qué tan bien funcionan los tratamientos contra el cáncer.

Advertisements

En la actualidad, algunos científicos trabajan en tratamientos para destruir las células cancerosas al privarlas de glucosa. Esperan poder alterar los genes que afectan el metabolismo de las células cancerosas o desarrollar fármacos que podrían dirigirse al metabolismo de dichas células.

See also  breaking down barriers to cancer screening

¿Comer azúcar puede provocar cáncer?

Quizás se pregunte si el azúcar en los alimentos que come puede hacer que las células cancerosas se desarrollen. La respuesta breve es no. Ningún estudio realizado en personas ha demostrado que reducir la ingesta de azúcar previene o trata el cáncer. Además, ningún estudio ha demostrado que comer demasiada azúcar cause cáncer. En otras palabras, no existe un vínculo directo entre el azúcar y el cáncer.

Algunas investigaciones en este campo incluyen estudios de refrescos, que tienen grandes cantidades de azúcar. Unpublicado en el Journal of the National Cancer Institute llevado a cabo por investigadores de Yale, por ejemplo, no halló ninguna conexión entre el consumo de refrescos y un mayor riesgo de cáncer esofágico. Mientras tanto, un estudio de 2019 (en inglés) publicado en PLOS One no halló ninguna relación entre el consumo de refrescos y el cáncer colorrectal, y un estudio de 2012 (en inglés) realizado por investigadores del National Cancer Institute (Instituto Nacional del Cáncer) no halló ninguna asociación entre los azúcares alimenticios y un aumento del riesgo de cáncer colorrectal o cualquier otro tipo de cáncer importante.

Advertisements

¿Qué sucede con el azúcar, la obesidad y el riesgo de cáncer?

Cada vez más investigaciones muestran que comer demasiado azúcar puede afectar el peso corporal. Puede contribuir a la obesidad, que significa tener un índice de masa corporal (IMC) de 30 o más. Esto a su vez puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer y otras enfermedades. El World Cancer Research Fund (en inglés) y el American Institute for Cancer Research (AICR) [en inglés] sostienen que tener sobrepeso u obesidad durante la adultez se asocia con un aumento del riesgo de desarrollar 12 tipos de cáncer diferentes. Los investigadores todavía están investigando la relación entre la obesidad y el cáncer (en inglés). Existen muchos factores que podrían desempeñar funciones en la forma en que la obesidad afecta el riesgo de cáncer, incluidas las hormonas, la inflamación o la forma en que el sesgo del peso influye en la atención médica.

Al pensar en métodos de prevención del cáncer, es importante mantener un peso corporal saludable. Puede mantener un peso corporal saludable haciendo ejercicio regularmente, comiendo alimentos nutritivos en porciones adecuadas y prestando atención a las señales de hambre o saciedad.

“La mayoría de las personas saben que consumir una cantidad excesiva de azúcares simples no es bueno para ellas. Pero consumir un poco de azúcar, a veces, es una forma perfectamente normal y saludable de comer. ¿Cómo sería nuestra calidad de vida si nunca comiéramos torta de cumpleaños, brownie o el ponche elegante en las reuniones familiares? Incentivo a mis clientes a encontrar un equilibrio que funcione para ellos”.– Julie LG Lanford, MPH, RD, CSO, LDN, dietista registrada y nutricionista con 15 años de experiencia trabajando en nutrición oncológica

Advertisements
See also  Dr. Timothy Wilson and Dr. Przemyslaw Twardowski Discuss Dan Garr's Remarkable Recovery

¿Qué se considera una ingesta saludable de azúcar?

El azúcar se encuentra naturalmente en frutas, verduras, cereales integrales y leche. Estos productos también contienen nutrientes, vitaminas y minerales diferentes, por lo que generalmente se consideran las mejores fuentes nutritivas para las necesidades energéticas de su cuerpo.

Las compañías también agregan azúcares a las bebidas y los alimentos procesados que producen para mejorar su sabor o aumentar la vida útil del producto. Estos se denominan “azúcares agregados”. Los dietistas registrados y otros profesionales de atención médica generalmente recomiendan limitar los azúcares agregados para promover la buena salud.

Las bebidas azucaradas, como los refrescos, son la principal fuente de azúcar agregada en los Estados Unidos, y le siguen los postres y refrigerios dulces, según las “Dietary Guidelines for Americans, 2020-2025” (Pautas Alimentarias para Estadounidenses, 2020-2025), publicadas por el Departamento de Agricultura de los EE. UU. y el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE. UU. Las mismas pautas recomiendan consumir menos del 10 % de las calorías diarias de azúcares agregados y evitar alimentos y bebidas con azúcares agregados. La American Heart Association (en inglés) recomienda que las mujeres no consuman más de 25 gramos (100 calorías o 6 cucharaditas) por día y que los hombres no consuman más de 36 gramos (150 calorías o 9 cucharaditas) por día de azúcares agregados. Estas pautas se aplican a todas las personas, independientemente de si tienen cáncer o no. Actualmente, se estima que las personas en los Estados Unidos consumen un promedio de 77 gramos de azúcares agregados por día.

Advertisements

Cuando compre alimentos, asegúrese de leer la etiqueta de información nutricional, que enumera tanto el total de azúcares como los azúcares agregados por porción. Intente comer una buena variedad de alimentos, como verduras, frutas y granos integrales.

Advertisements

Leave a Reply

Your email address will not be published.